La terapia génica contra el cáncer llega a Europa… pero vale 400.000 euros

Los médicos aseguran que, esta vez sí, estamos ante una revolucionaria forma de combatir el cáncer.

La terapia génica contra el cáncer llega a Europa

Se trata de tratamientos personalizados donde a cada paciente se le extraen células que son modificadas en laboratorio para incluirles un gen capaz de actuar contra las células malignas. Una vez que las células son modificadas, se inyectan de nuevo en cada paciente.

De momento, han sido dos grandes multinacionales farmacéuticas, la suiza Novartis y la estadounidense Gilead, las que han llevado estos ensayos hasta el final y ya han mostrado los resultados. El fármaco de Novartis ha mostrado tasas de curación superior al 80% en un tipo de leucemia infantil. El de Gilead, parecidas tasas de eficacia en un tipo de linfoma no Hodgkin en adultos.

En Estados Unidos, donde el Gobierno no soporta la financiación en exclusiva de los fármacos como ocurre en Europa, sino que en buena parte corre a cargo de las aseguradoras privadas, los dos medicamentos ya han sido aprobados. El precio acordado ha sido de 475.000 dólares por cada tratamiento (unos 400.000 euros), para el fármaco de Novartis, denominado Kymriah. El de Gilead, llamado Yescarta, ha sido autorizado a un precio oficial de 373.000 dólares por tratamiento (unos 315.000 euros). Eso sí, la farmacéutica suiza, consciente del alto precio, pero también segura de la eficacia del mismo, ha acordado con las autoridades que si los enfermos no responden al tratamiento en el primer mes, el laboratorio corre con el coste del medicamento.

“Estamos adentrándonos en una nueva frontera de la innovación médica, con la capacidad de reprogramar las células del paciente para que ataquen un cáncer mortal”, declaró el doctor Scott Gottlieb, comisionado de la FDA, la agencia que aprueba los fármacos en EEUU.

Tras el visto bueno hace unos meses de la autoridades norteamericanas, Novartis ya ha solicitado a la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) la aprobación de Kym- riah en niños y adultos jóvenes con leucemia linfoblástica aguda (LLA) y pacientes adultos con linfoma de células B grandes difuso (DLBCL) que no son candidatos para el trasplante autólogo de células madre.

“La presentación a la EMA es un paso importante hacia nuestro objetivo de entregarla a pacientes con cáncer más graves en todo el mundo”, afirma Vas Narasimhan, jefe de desarrollo de fármacos de Novartis, quien asumirá el puesto de director ejecutivo de la farmacéutica el próximo el 1 de febrero.

La estadounidense Gilead, que recibió la aprobación de Yescarta en EEUU el pasado mes de octubre, también tiene previsto solicitar su aprobación en Europa en los próximos meses. Llegará entonces el momento de la negociación.



Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer una mejor experiencia al usuario y realizar el análisis de la navegación. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en nuestra política de Cookies.

Cookies policy

We use own and third-party cookies for offering a best experience to the user and carry out the navigation analysis. If you continue browsing, we consider that you accept their use. You can change the configuration or get more information in our Cookies policy.